Romanos 16:16 "Os saludan todas las iglesias de Cristo."

1 Tesalonicenses 5:21 Examinadlo todo; retened lo bueno.

Proverbios 16:25 Hay camino que parece derecho al hombre, Pero su fin es camino de muerte.

sábado, 12 de febrero de 2011

El DON DE LA SALVACIÓN

Los hombres han pecado y merecían el castigo por su delitos.
Estaban alejados de Dios y perdidos.
El ser humano siempre ha vivido sin importarle lo que Dios requiere de ellos, lo que Dios desea que hagan.
El hombre por sí sólo no podía ni puede salvarse.
No hubo, no hay, ni habrá nada que podamos hacer u obrar por nosotros mismos, sin tomar en cuenta a Dios y a su palabra, que nos pueda salvar.
Necesitábamos un salvador.
Conociendo Dios esto, planifico una salida, una solución para darle la oportunidad a la humanidad de reconciliarse con ÉL.
Ese medio lo ha concedido a través de su hijo Jesús.
Juan 3:17 Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él.

Jesús es nuestro salvador.
Juan 14:6 Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.

Jesús pago el precio que cada ser humano tenía que pagar, el murió en la cruz siendo inocente, para poder salvar a aquellos que creen y obedecen al sacrificio hecho por Él.

Tito 2:11-12 Porque la gracia de Dios se ha manifestado para salvación a todos los hombres,

Mucho se habla de la gracia de Dios.
En la biblia la gracia significa favor, misericordia, un regalo que no se ha ganado, sino que es dado por Dios por amor.
Efesios 2:4-9 Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó, 5 aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos), 6 y juntamente con él nos resucitó, y asimismo nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús, 7 para mostrar en los siglos venideros las abundantes riquezas de su gracia en su bondad para con nosotros en Cristo Jesús. 8 Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; 9 no por obras, para que nadie se gloríe.

La gracia es el don, el regalo gratuito que Dios provee, a través del sacrificio realizado por el Señor Jesús, para redimir, perdonar los pecados de los hombres.

Ahora bien, la gracia de Dios ya existe y esta allí para quien la quiera tomar,
nuestro Señor Jesús hizo el sacrificio, pago por los pecados de toda la humanidad, entonces,

¿Cómo puedo conocer de la gracia?

¿Como el hombre puede alcanzarla?

El apóstol Pablo habla del evangelio de la gracia de Dios, del cual da testimonio y también lo predico.

Hechos 20:24 Pero de ninguna cosa hago caso, ni estimo preciosa mi vida para mí mismo, con tal que acabe mi carrera con gozo, y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio del evangelio de la gracia de Dios.

Se nos manda a predicar, anunciar el evangelio de la gracia de Dios.

El objetivo es que todos los hombres y mujeres conozcan el regalo que Dios les está ofreciendo: la salvación a través del sacrificio de Jesús.

2 Timoteo 1:8-10 Por tanto, no te avergüences de dar testimonio de nuestro Señor, ni de mí, preso suyo, sino participa de las aflicciones por el evangelio según el poder de Dios, 9 quien nos salvó y llamó con llamamiento santo, no conforme a nuestras obras, sino según el propósito suyo y la gracia que nos fue dada en Cristo Jesús antes de los tiempos de los siglos, 10 pero que ahora ha sido manifestada por la aparición de nuestro Salvador Jesucristo, el cual quitó la muerte y sacó a luz la vida y la inmortalidad por el evangelio,

El evangelio, las buenas nuevas de salvación:

De Jesús su muerte, sepultura y resurrección y la salvación.

Marcos 16:15 Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura.

¿Cómo puede usted disfrutar de la gracia de Dios, el don de la salvación?
Dios y Jesús hicieron su parte, ahora falta la suya.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada