Romanos 16:16 "Os saludan todas las iglesias de Cristo."

1 Tesalonicenses 5:21 Examinadlo todo; retened lo bueno.

Proverbios 16:25 Hay camino que parece derecho al hombre, Pero su fin es camino de muerte.

jueves, 26 de abril de 2012

EL MATRIMONIO CRISTIANO


Efesios 5: 22-25



Introducción:

Las instituciones tienen un rol importante dentro de la sociedad. Tienen propósitos por los cuales fueron creados, por ejemplo el poder ejecutivo o el poder judicial, etc. La iglesia es una institución espiritual creada por Dios, que forma parte del reino de Dios y cuyo objetivo principal  es anunciar la gracia de Dios y lo que Jesús hizo para todo el mundo, además de cuidar espiritualmente a las personas que pertenecen a ella. La iglesia es la institución más importante existente en este mundo, es el reino de Dios en el reino de las tinieblas. Pero hoy vamos a hablar de una institución que es muy importante, de hecho es la institución más importante después de la iglesia e inclusive fue creada antes de la iglesia.

Es una institución que Dios estableció y que debe someterse a las leyes de Dios antes que las de los hombres. Esta institución es el matrimonio. Esta institución no fue creada por el hombre, Dios la instituyo: Marcos 10:6-9  Génesis 1:27-28 

Por lo tanto el esposo como la esposa, tanto el marido como la mujer deben sujetarse a los mandamientos de Dios. Las leyes de Dios son para todo el mundo, sean matrimonios cristianos o no, pero la diferencia es que los cristianos se sujetan a la palabra de Dios.

La verdad no es así, muchos matrimonios cristianos no se sujetan a la voluntad de Dios, sino que en muchos casos son mal testimonio y ejemplo dentro de la iglesia y en sus hogares.

1.   MANDAMIENTOS GENERALES DE DIOS PARA EL MATRIMONIO.

Dios desde el principio ha establecido normas para el matrimonio, algunas son para el matrimonio en conjunto, otras son para los esposos y otras son para las esposas.

a.   Varón y hembra los creo.

El matrimonio no es para personas del mismo sexo, hoy en día dentro del mundo religioso, que dicen ser seguidores de Cristo, están aprobando y viendo positivamente que personas del mismo sexo se unan en matrimonio. Dios repudia la homosexualidad, el lesbianismo. Matrimonio entre mismos sexos no es matrimonio para Dios aunque para los hombres lo sea. 1Corintios 6:9-10 

b.   Ya nos son dos sino uno.

 Son una sola carne, ya sus intereses, su vida, su cuerpo, sus necesidades, etc. no es de dos sino de uno, el matrimonio.

c.    El hombre y sus leyes no tienen potestad de separar lo que Dios unió,

 Las leyes de los hombres se toman en cuenta cuando van de acuerdo a la voluntad de Dios, pero vemos que las leyes cada vez más se alejan de la voluntad de Dios.

d.   Dios es quien une en el matrimonio. Malaquías 2:14-16 

2.  MANDAMIENTOS PARA EL ESPOSO.

a.   Dejará padre y madre y se unirá a su mujer.

El matrimonio debe unirse y vivir fuera del hogar de sus padres.

b.   El hombre tiene la autoridad en el hogar.

Dios ha puesto al hombre por cabeza en el matrimonio y en su hogar. Y el hombre debe entender y esforzarse por cumplir este mandato. En el matrimonio cristiano, muchos hombres no ejercen su autoridad, su responsabilidad ante Dios, ante su esposa y sus hijos. Sino que se lo sede a su mujer. 1Corintios 11:3  Efesios 5:23 

c.    El marido tiene la responsabilidad de amar a su esposa y no ser áspero con ella.

Dios sabe porque le pide esto a los esposos, ya que en muchos casos los maridos tratan mal a sus esposas, y eso es ir contra la voluntad de Dios. Efesios 5:28  Colosenses 3:19  1Pedro 3:7 

d.   El esposo tiene la responsabilidad de sustentar a su esposa.

Hoy en día el dinero no alcanza y la esposa se ve en la necesidad de trabajar, bajo la aprobación del esposo. Pero el hombre tiene mandamiento. 1Timoteo 5:8  Efesios 5:29 

e.  El esposo cristiano tiene la responsabilidad de estudiar la biblia.

Debe conocer la voluntad de Dios para primeramente aplicarla él y luego enseñar a su esposa y sus hijos a someterse a ella. Efesios 6:4 

3.   MANDAMIENTOS PARA LA ESPOSA.

 Con las tendencias culturales que tenemos hoy en día, a las mujeres cristianas les cuesta mucho sujetarse a Dios en el matrimonio y sujetarse al esposo. Esto lo vemos en muchas parejas cristianas que muchas veces no son un buen testimonio en su matrimonio. Las mujeres de hoy dominan en muchos campos, pero específicamente en el matrimonio han tomado la autoridad, observándose que es ella quien manda. Esto no está bien, es pecado.

a.   La mujer debe estar sujeta a su marido. Efesios 5:22-24

Como la iglesia se sujeta a Cristo en todo así debe ser la mujer con su marido. Sujetarse es ser obediente. La palabra encierra el significado de sumisa. Lo mismo enseña 1 Pedro 3:1, colosenses 3:18 La palabra en todo es muy amplia siempre que no vaya contra la voluntad de Dios.

b.   La mujer debe respetar a su marido. Efesios 5:33 

Hoy la moda es que las mujeres cuando se refieren al esposo, se expresan mal de ellos. Y en el hogar no lo respetan. La mujer debe respetar al marido recordando el mandamiento de Dios. Esta palabra se usa también como temor. En  1 Pedro nos hace referencia a Sara que en su trato con Abraham se dirigía a él respetuosamente. Su carácter debe ser afable y apacible. 1Pedro 3:2-4  Su conducta casta y respetuosa tiene que ver inclusive con su manera de vestirse.

Recuerden que la palabra de Dios dice que es mejor vivir en un rincón o en tierra desierta que vivir con una mujer rencillosa: que discute, pelea, contiende con su esposo e hijos.                                                                               Proverbios 21:19 y 25:24

Ser prudente, Podemos decir que la prudencia es la cualidad para vivir, comportarse, actuar y pensar con buen juicio, con una mente sana, en el caso nuestro, fundamentada y renovada en la palabra de Dios.

Ser castas: Castas tiene que ver con una conducta espiritual conforme a la palabra de Dios, respetuosa a Dios y al hombre.

Buenas: La palabra en si significa valiosas, virtuosas. Llena de buenas obras hacia su familia e igual hacia los demás.

Características de una mujer virtuosa: Es más estimada que las piedras preciosas, es corona de su marido, el marido confía en ella, le da bien y no mal todos los días, trabajadora, bondadosa ayuda al pobre, tiene fuerza y honor, es clemente (compasiva) hasta con sus labios, guarda todo en buen orden, siempre ve por su casa.                                                                     Proverbios 21:10-31

c.    La mujer debe cuidar del marido y del hogar. Tito 2:4-5  Proverbios 31:11-12 

La mujer tiene la responsabilidad ante Dios de amar a su marido, de atenderlo, a ser prudente y cuidar de se casa. Ahora bien una mujer en la calle, no cumple muy bien su rol, si es por trabajo se justifica, pero si se la pasa en la calle por otras razones y no atiende a su esposo y a su casa no está bien.

4.  ULTIMO PUNTO.

Es responsabilidad de cada uno de los conyugues satisfacer las necesidades sexuales del otro. Es una obligación. Tenga ganas o no tengas ganas, le guste su esposo o esposa o no le guste. Hoy en día las relaciones íntimas son usadas para castigar y manipular a uno de los cónyuges.  Si no cumplimos este mandato estamos en pecado. 1Corintios 7:1-5 

CONCLUSIÓN:

Hemos aprendido que las leyes de Dios sobre el matrimonio, son muy diferentes a las que el mundo ha impuesto. Si nos sujetamos a todos estos mandatos nuestro matrimonio cristiano será conforme a Dios, si no lo hacemos estaremos en pecado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada