Romanos 16:16 "Os saludan todas las iglesias de Cristo."

1 Tesalonicenses 5:21 Examinadlo todo; retened lo bueno.

Proverbios 16:25 Hay camino que parece derecho al hombre, Pero su fin es camino de muerte.

miércoles, 15 de enero de 2014

LES IRÁ BIEN A LOS QUE A DIOS TEMEN

Eclesiastés 8:12

Introducción:

Mucho se escucha decir que Dios ama a los seres humanos, se les dice a las personas Cristo te ama. La verdad es que Dios ha amado a los hombres y los sigue amando, pero su amor se ha manifestado en que ha hecho una tierra con las condiciones necesarias para que los hombres puedan vivir y disfrutar de ella. Nos da vida, aire, sostiene la vida sobre la tierra, creo plantas, frutos y animales con que sustentarnos, etc. Pero su amor se manifiesta hoy hacia los hombres a que les da la oportunidad de reconciliarse con Él, de perdonar sus pecados por medio de la muerte de Jesucristo y la obediencia a su palabra. Juan 3:16 

Dios espera obediencia de los hombres, mientras esto no acurra ellos están rechazando el amor de Dios, que es condicional a la obediencia. Para aquellos que obedecen, Dios cumple sus promesas, los adopta como sus hijos y los hace herederos de sus bendiciones. Y realmente los ama como su familia espiritual. Debemos tener esta certeza. 2 Tesalonicenses 2:13 

Salomón tenía esa confianza, de que quien respeta a Dios le iría bien.  Eclesiastés 8:12  El temor o respeto a Dios nos trae grandes bendiciones.

  1.        Las pruebas no deben impedir que veamos las bendiciones de Dios sobre nosotros.

Todos pasamos por pruebas, dificultades  y sufrimientos, algunos más graves que otros. Estas situaciones hacen que muchas personas desmayen en la fe, duden o dejen de creer. Muchos cristianos antes las dificultades retroceden, se apartan de la fe. Abandonan la iglesia del señor. Dios no nos prometido que no tendríamos tribulaciones. Sino que la tendríamos. Santiago 1:2-3 

Aún en las tribulaciones, en las pruebas debemos mantenernos firmes, confiando en la bondad y misericordia de Dios, debemos creer y estar seguros que Dios está con nosotros, porque somos sus hijos y Él ha prometido bendiciones sobre nosotros. No podemos ser como la semilla que fue sembrada sobre la piedra. Lucas 8:13   Aun viendo nuestras vidas en problemas, enfermos, sin dinero o con problemas familiares debemos estar seguros que Dios está con nosotros y nos iría bien en la vida si le respetamos.

  2.        Quien teme a Dios, tiene comunión intima con él.

Comunión íntima significa amistad, conocer los secretos de Dios. Salmo 25:14  Dios nos ha dado a conocer sus misterios que no pudieron conocer los hombres antes de la venida de Jesucristo y de la venida del Espíritu Santo. Nos ha hecho conocer su nuevo pacto, somos sus amigos. Colosenses  2:1-2 

Pablo explica que a él se le dio responsabilidad de enseñar sobre este misterio escondido. Colosenses 1:25-27 

  3.        Los ojos de Dios están sobre quien le teme.

Aunque nos cueste entender, Dios está pendiente de nosotros, él nos cuida, nos bendice y nos ayuda en todo momento. Salmo 33:18 

Nos sometemos a la voluntad de Dios y el nos cuida. 1 Pedro 5:7 

En el salmo 33 sigue agregando los beneficios de los que temen a Dios. Dios nos libra en todo momento y nos socorre de los momentos de hambre y de toda necesidad. Salmo 111:5  

El es nuestro escudo. Salmo 33:19-22    

Dios conoce todas nuestras necesidades y si buscamos su reino y la obediencia a él, nos añadirá lo que necesitemos en nuestra vida. Salmo 34:9-10 

  4.        Dios tiene  bondad, compasión y misericordia para los que le temen.

Dios se compadece de nuestras vidas en las tribulaciones, en los problemas. Dios manifiesta su compasión y misericordia para con sus hijos. Esto nunca los olvidemos. Dios muestra su amor para con nosotros ayudándonos en todo momento, en la familia, en el trabajo, en la calle, en el hogar, en nuestras finanzas, en todo. Salmo 103:13-18 

Dios nos ha amado, nos ama y nos amará siempre que permanezcamos en sus mandamientos. Efesios 2:4  Lucas 1:50.

  5.        Sus ángeles están a nuestro alrededor ayudándonos, cuidándonos.

Dios tiene una gran organización celestial, trabajando para que su plan eterno se lleve a cabo y nosotros somos parte de ese plan eterno. Los ángeles están a servicio de Dios cuidando de nuestras vidas. Salmo 34:7 

Hermanos no sabemos cuántas veces Dios nos habrá librado de la muerte, de que ocurran en nuestras vidas cosas lamentables. Hebreos 1:13-14   

  6.        Dios nos bendice en todo y nos dará la vida eterna en el cielo.

Dios esta ayudándonos, defendiéndonos, librándonos y ayudándonos a vencer a este mundo y obtener la vida eterna. Apocalipsis 11:18 

Somos guardados por el poder de Dios, para alcanzar sus promesas. 1 Pedro 1:3-5

Conclusión:

Nuestras vidas están en las manos de Dios y él la cuida, la sustenta, la protege y la hace más soportable.  Cuando estemos en problemas, tribulaciones, escases, tristeza, enfermedad, observemos cuidadosamente, analicemos lo que nos está pasando y comprenderemos que Dios está allí, junto a nosotros ayudándonos a vencer esa situación.   Creamos con seguridad y firmeza lo que dice Dios en Hebreos. Hebreos 13:5-6 


Nos irá bien a los que tememos a Dios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada